Jovenes fieles al compromiso con Dios

Durante los años que he estado involucrado directa e indirectamente en el ministerio, he visto pasar de cerca muchas personas, jóvenes y adultos que con una gran motivación sintieron servir a Dios, y poco tiempo después estaban fuera, sin sentir propósito en su vida, tomando malas decisiones e involucrados en situaciones vergonzosas .

Primero quiero aclarar que a Dios no le servimos porque lo sentimos solamente, debe haber una decisión voluntaria para hacerlo, complementada por la convicción que Dios pone en cada corazón para hacerlo con alguna dirección en especifico.

Este es un tiempo en donde Dios anhela que nuestra generacion sea más fuerte.

Generalmente se reconoce al joven por ser alguien irresponsable, que sus tareas no las completa, que inicia procesos y no los concluye, pero créeme que si se puede. Requiere por su puesto un esfuerzo personal. No puedes esperar resultados sino hay un compromiso que lo acompañe.

Quiero compartir contigo de una manera muy sencilla una palabra que me ha ayudado a entender cómo puedo permanecer fiel al compromiso con Dios, los demás y conmigo mismo.( Salmos 1:1-3 )

-Escoge muy bien las personas con las que te estás relacionando, podrían estar teniendo una influencia importante pero negativa en tu vida. Hace poco una chica nos dijo que ya no sentía regresar a la iglesia, porque sus compañeras dicen que no tiene sentido congregarse, mira que negativo podría ser un comentario de las personas con las que te relacionas.

-Ten presente siempre que si hay algo que impresiona a Dios en ti como lider es un corazón contrito y humillado, la obediencia trae recompensa siempre, deléitate en la ley de Jehová, haz el bien y él hará su voluntad en tu vida. (Salmo 37)

-Procura una relación con Dios constante y efectiva que permita que puedas refrescarte cada vez que estés cansado, sediento, El es el agua viva y tus raíces serán mas profundas en la medida en que permitas que esa agua fluya en ti.

-Todo árbol que no de fruto será cortado y echado al fuego, recuerda que delante de Dios y los hombres no serás conocido por tu talento, tus habilidades, etc. sino por tus frutos, por el fruto se conoce al árbol, y Dios quiere que des fruto al 100% en el tiempo de El. Cuando yo leo que su hoja no cae pienso en que cada rama del árbol está bien arraigada al tronco, por lo tanto llegan todos los nutrientes necesarios para mantener verdes y fuertes sus hojas. En el momento en que piensas que puedes manejar solo alguna área de tu vida (rama) y la separas del tronco principal, empiezas a decaer como persona e hijo de Dios.Todo lo que hace prosperará! Vas a empezar a ver éxito en todo lo que proyectes y hagas.

Creo que son conceptos que debemos repasar a nuestra vida cristiana como lideres, en vez de señalar, juzgar y despreciar a nuestros jóvenes, brindémosles una mano. Nuestro adversario esta enfocándose en ellos, porque hay mucho potencial por usar y no podemos dejarlos ir así de fácil.

HAGAMOS UN GRITO DE BATALLA POR NUESTRA GENERACIÓN !!! Joonla
Compartir Compartir:

Entradas Similares Interesantes:
 

Copyright 2012 All Rights Reserved | Portal Evangélico Tiempo de Esperanza | Derechos Reservados