¿Por qué Jesús fue carpintero?

¿Por qué Jesús fue carpintero? ¿Por qué no agricultor, pastor de ovejas, pescador o un maestro de la Ley? Si, hemos escuchado que la vida de Jesús había sido planeada, que Él venía con un gran propósito, su vida fue escrita y profetizada con detalle desde los comienzos, que debía el Verbo Encarnarse y vivir como hombre, sentir como hombre y someterse a una vida ejemplar so pena de todas las tentaciones y sensaciones.

Entonces, El que Jesús haya sido carpintero tendría que tener un valioso significado para nuestras vidas, nos quería decir algo. Algunas veces escuche que Él había sido carpintero porque era profesión humilde, otros que era una profesión bien paga, porque la tradición decía que el hijo mayor seguía la profesión del padre (padrastro José) otra ves me dijeron que era porque el carpintero crea con sus manos, y otras más. Todas esas me parecieron validas y tienen sentido, además es bonito...pero lo que leí y te comparto, me hizo meditar, espero te guste. El autor interpreta:

“Él fue un carpintero porque iría a morir con las mismas herramientas con las que siempre trabajó. Él pasó por el caos del estrés desde su adolescencia.

El joven Jesús trabajaba diariamente con martillos, con clavos y con madera. José, su padre, debe haberle alertado varias veces al niño Jesús para que tuviese cuidado en el uso del martillo, pues podría herirse. De acuerdo con Lucas, desde los doce años Jesús ya manifestaba que sabía cuál era su misión y, por eso, tal vez supiese su destino. Solamente eso explica por qué anunció claramente a sus íntimos la manera como moriría, antes de que hubiese cualquier amenaza en el aire (Marcos 9: 31).

El niño Jesús sabía que un día sería herido de manera violenta con las herramientas que manipulaba. Cada vez que clavaba un clavo en la madera, probablemente tenía conciencia de que sus muñecas y pies serían clavados en la cruz.

María, una madre tan delicada y observadora, debía sacar las astillas de madera del joven Jesús. Cada vez que llegaba herido, ella debía pedirle que cuidase mejor de si mismo, pues sus herramientas eran pesadas y peligrosas. Pero, en la mente del único joven que sabía cuándo y cómo iría a morir, Él grababa en el corazón las palabras de su madre y reflexionaba sobre el drama que lo aguardaba.

Al oír los consejos de su madre, tal vez dijese: - Gracias, madre, por tus consejos. Tataré de tener más cuidado al usar esas herramientas, Pero un día ellas serán usadas para destruirme.”

Lo anterior me deja sin expresión, ahora comprendo parte de su oración en Getsemaní, porque sudó sangre, porque como hombre diestro en su profesión sabía en carne su destino...me hizo reflexionar que solo por amor, por verdadero amor hizo lo que hizo, y que yo soy beneficiario de ese amor me hace ser feliz... Recibe de ese amor.


A/D
Compartir Compartir:

Entradas Similares Interesantes:
 

Copyright 2008-2015 All Rights Reserved | Portal Evangélico Sitio de Esperanza | Derechos Reservados